Receta para una vida saludable

Una dieta equilibrada junto con la práctica regular de ejercicio son los ingredientes para conseguir una salud de hierro.

Llevar una vida saludable ya no sólo preocupa a los expertos, sino que cada vez son más las personas que van tomando conciencia de la importancia de realizar deporte de forma habitual y de llevar una dieta equilibrada.

Y de esto es de lo que se ha estado hablando en el Curso de Verano de la Universidad Complutense de Madrid “Guías Alimentarias, estilos de vida saludables y promoción de la salud”, patrocinado por Coca-Cola y celebrado en El Escorial.

Publicidad - Sigue leyendo debajo


Según el Prof. Dr. Javier Aranceta, Director del Curso de Verano y Profesor de la Universidad de Navarra, “ en los últimos veinte años los españoles hemos reducido nuestra ingesta en unas 300 calorías diarias, pero también gastamos 800 calorías menos que hace dos décadas, lo que provoca un balance energético desequilibrado”.

Este desbarajuste parece ser la causa de los cada vez más numerosos problemas de sobrepeso y obesidad de nuestra sociedad, pues aunque comemos menos también nos movemos menos.

Por ello, la Sociedad Española de Nutrición Comunitaria está trabajando en la revisión de las actuales guías alimentarias y en el desarrollo de unas recomendaciones nutricionales más acordes a la población y estilos de vida actuales.


La finalidad es que esas recomendaciones “lleguen al plato, en un entorno en el que hemos perdido el instinto de saber la cantidad de alimentos que debemos comer”, afirma el doctor Aranceta.

LA IMPORTANCIA DE LA HIDRATACIÓN

Pero en una dieta saludable, no solo hay que tener en cuenta los alimentos, sino también los líquidos. La importancia de la hidratación en el día a día es especialmente relevante cuando se realizan tareas intelectuales o que requieran la atención.

Los expertos afirman que una deshidratación del 2% respecto del peso corporal puede afectar seriamente a nuestro rendimiento. Estar bien hidratado es si cabe más importante en los meses de calor, cuando se eliminan más líquidos y hay que aumentar la cantidad de agua que hay que beber al día.

PONTE EN MOVIMIENTO

Actualmente con una vida más sedentaria que antaño, el tema de quemar calorías es más complicado y muchas veces nos olvidamos que la práctica de una actividad física moderada y de forma regular ayuda a equilibrar nuestro balance energético y evitar problemas de salud.

Tan solo tienes que encontrar un deporte o actividad dirigida que te guste y empezar a moverte y a sentirte cada día mejor.

Publicidad - Sigue leyendo debajo