El bebé descubre el niño que llevas dentro

Todos seguimos teniendo dentro el niño que un día fuimos y el momento perfecto para recordarlo es el de la maternidad.

Paula: “Desde que soy madre me he vuelto mucho más juguetona. No conocía este aspecto de mi personalidad. Me encanta hacer reír a mi hijo con bromas, caras raras, sonidos... Y ahora que ya anda, jugamos juntos al escondite. Me lo paso genial”.

Todos llevamos en nosotros al niño que un día fuimos, aunque normalmente está escondido en nuestro interior. Ser madres o padres nos invita a sacarlo a la luz, nos lleva a nuestra infancia y nos permite revivir recuerdos que ya teníamos olvidados.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Jugar con nuestro hijo nos llena de libertad y multiplica nuestra creatividad, incluso es probable que nos sorprendamos de lo que somos capaces de inventar para hacerle feliz, pero lo logramos porque dentro de cada uno de nosotros existe una fuente llena de sabiduría formada por todo lo que vivimos de niños. Además, un hijo nos anima a reír, algo que hacemos menos a medida que ganamos años, según muestran muchos estudios.

Publicidad - Sigue leyendo debajo