Mantener el pecho en su sitio

El pecho no tiene músculos que lo sujeten, está apoyado sobre los pectorales y sujeto a ellos por ligamentos. La piel que los cubre es la única sujeción que tienen para mantenerse en su sitio.

Es importante conservar la tersura de la piel y el tono de esos ligamentos. El sol, que envejece la epidermis y le roba elasticidad, un régimen brusco de adelgazamiento, que reduce el tejido adiposo del pecho y deja la piel flácida, y las posturas incorrectas son desastrosos para esta zona.

Mantén una dieta equilibrada, adelgaza poco a poco, hidrata y tonifica la zona con cosméticos específicos (úsalos al finalizar la lactancia), corrige malos hábitos posturales con ejercicios de estiramiento y ofrece a tu pecho el sostén que no tiene con un buen sujetador.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Al escoger esta prenda, pide consejo en tiendas especializadas y elígelo según tu volumen.

EJERCICIOS

  • Elegante caminar

    Es cuestión de actitud. No resulta elegante, ni saludable para la columna, caminar encorvada y con

    los hombros caídos. Entrénate: pon las manos en la cabeza, con las palmas hacia arriba, coloca sobre ellas un libro y sujétalo ligeramente. Camina de puntillas manteniendo el libro en equilibrio: espalda recta, cuello estirado, mirada al frente.

    • Estirar el cuello

      Sirve para echar hacia atrás los hombros y tensar los músculos que elevan el pecho. Muchos dolores de cervicales aparecen por encoger los hombros y esconder el pecho. Para corregir esta postura siéntate en el suelo con las piernas cruzadas y las manos en los pies, haz estiramientos del cuello hacia arriba (20 veces). Y acostúmbrate a caminar con el cuello estirado.

      El sujetador ideal según tu pecho

      Aunque no lo creas, sí necesitas sujetador. Para uso diario elige un modelo cómodo sin aros o de estilo deportivo. Y para ropa con escote utiliza un sujetador con relleno de gel, que aumentan un par de tallas.

      Estás de suerte, puedes usar de todo: normales, con aros, con y sin tirantes... Si deseas marcar canalillo, elige un sujetador con relleno lateral y con refuerzo central para que junte los senos.

      Su problema, aparte del volumen, es la tendencia a la caída. Usa un sujetador con efecto reductor y con triángulo de tela entre las dos copas, tirantes anchos

      y refuerzo en la espalda.

      Publicidad - Sigue leyendo debajo