Deberes de verano para padres y madres

Para que los niños no abusen del uso del teléfono móvil es fundamental que nosotros, los padres, tampoco lo hagamos.

image
D.R.

Los españoles consultamos el teléfono más de 150 veces al día, tocamos su pantalla más de 2.5000 veces, lo miramos cada 10 minutos e invertimos en él al menos 3 horas diarias. Y es que, según varios estudios nacionales e internacionales, que la sociedad actual es adicta al móvil.

Estas cifras, cuanto menos, sorprendentes, son las que han impulsado a la agencia valenciana de publicidad Maslow a lanzar la campaña 'Cuaderno de deberes para padres”. Esta acción está dirigida a los padres para concienciarles sobre lo importante que es dejar de lado las tecnologías y pasar tiempo de calidad con los más peques de la casa: “queremos hacerles reflexionar sobre el papel clave que tienen en el hecho de que los niños puedan vivir unas vacaciones increíbles, llenas de aventuras, como las de toda la vida”, explica Ana Niño, socia y planner de Maslow.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

La única tarea de este cuadernillo es abandonar los teléfonos móviles, que tan atrapados nos tienen en la actualidad, para poder aprovechar los momentos en familia sin distracciones innecesarias sin tener al móvil como uno más y disfrutar al máximo del tiempo libre con nuestros hijos.

“En principio era solo para nuestros familiares, amigos y clientes más cercanos. Pero ha gustado tanto que hemos decidido compartirlo con todo el mundo y #Deberesparapadres se ha transformado en una campaña de concienciación de Maslow”, señala Niño. “Es un hecho que pasamos demasiado tiempo mirando las pantallas”, añade su socio Pau Rodilla, “y por eso la idea del equipo creativo ha sido hacer algo que despertara conciencias y que hiciera reflexionar sobre el ejemplo que estamos dando a nuestros hijos: somos su modelo a seguir y para que no abusen del móvil es imprescindible que nosotros tampoco lo hagamos”.

Este cuadernillo de deberes es en realidad una caja donde depositar el móvil: “el único ejercicio que hay que hacer es alejarse de él, aunque sea un rato. Además, lo acompañamos con un vídeo que sirve de manual de instrucciones”, añade.

El mensaje de esta campaña no es tanto el de olvidarse de las tecnologías sino de aprender a conectarse a la vida y disfrutarla al máximo. “Nos encanta la tecnología y trabajamos con ella cada día. En general, mejora mucho nuestras vidas, pero en vacaciones podemos permitirnos el lujo de desconectar del trabajo y las redes sociales y conectar con los nuestros”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Con esta iniciativa, Maslow pretende fomentar que los padres inviertan tiempo en lo que realmente importa: la familia, durante este momento tan esperado: las vacaciones. “La conciliación de la vida laboral y familiar no es tarea fácil, trabajamos muchas horas y luego además tenemos muchas obligaciones que atender, pero en vacaciones es más sencillo vivir tiempo de calidad con nuestros hijos y para eso hemos lanzado esta iniciativa”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad