El té verde podría mejorar la vida de los niños con síndrome de Down

El ensayo clínico que se está realizando en España podría suponer un gran avance para ellos.

El té verde es conocido por sus numerosas propiedades, es rico en antioxidantes, estimula el metabolismo, protege la salud cardíaca... Pero ahora se está investigando en una aplicación aún más interesante, porque podría beneficiar a todas las personas con síndrome de Down (y presumiblemente también a las que tienen otras alteraciones neuronales, como autismo o síndrome de X frágil).

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Como informa ABC, desde hace un mes se está haciendo un ensayo clínico en niños de entre 6 y 12 años de distintas ciudades españolas. Consiste en que tomen dos veces al día una bebida con sabor a chocolate que contiene un polifenol presente en el té verde. Esta sustancia (epigalocatequina galato) podría mejorar su función cognitiva, la memoria, el autocontrol y en definitiva la autonomía. Ya se realizó hace un par de años otra investigación similar en jóvenes y adultos jóvenes, con fantásticos resultados. Se vio cómo los participantes mejoraron su capacidad para calcular el tiempo, para organizarse, para desplazarse solos en transporte público...

Sería un gran avance conseguir estas facultades desde que los niños son pequeños y retenerlas en el tiempo, como se espera que sea. Es un tratamiento cuyos resultados se verán a medio plazo. Junto a la bebida, los 70 peques que colaboran en el estudio están siguiendo un trabajo de estimulación cognitiva a diario. La investigación la está llevando a cabo la Fundación Mutua Madrileña y la Fundación Jérome Lejeune.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad