Otros factores que han influido en la vida familiar

La incorporación de las nuevas tecnologías a nuestra vida diaria y a la de nuestros hijos, la preocupación por el medio ambiente y el deseo de los padres de pasar más tiempo con los hijos son algunos de los aspectos que han configurado la vida familiar.

Somos internautas

En la actualidad, las madres navegamos, escribimos y leemos blogs, comentamos, colgamos vídeos, descargamos aplicaciones...

Y es creciente la influencia de internet en nuestras decisiones de compra: compramos on-line, personalizamos los productos que vamos a adquirir, nos hacemos fans de alguna marca, campaña o idea e intercambiamos recomendaciones a través de las redes sociales...

Publicidad - Sigue leyendo debajo

También nuestros hijos comienzan cada vez más temprano a asumir su papel como consumidores y usuarios de nuevas tecnologías, como los smartphones y las tabletas.

Nos preocupa nuestro entorno

Cada vez estamos más concienciados de la importancia de proteger el entorno, no sólo para el presente, en el que nuestros hijos crecen, sino para el futuro: queremos dejar una huella ecológica sana.

En esta línea, reciclamos y enseñamos a nuestros hijos a hacerlo, consumimos productos respetuosos con el medio ambiente...

Disfrutamos un ocio más familiar

Es uno de los factores de la vida familiar que más han variado. En 1988 los niños pasaban su tiempo libre jugando en la calle con otros niños.

Hoy, los fines de semana, casi la mitad (un 48,3%) se quedan en casa jugando, con los inconvenientes y las ventajas que esto conlleva.

También sus compañeros de juego han cambiado: los padres quieren pasar más tiempo con ellos y buscan opciones educativas, divertidas y que satisfagan a toda la familia, lo que ha supuesto que las alternativas de ocio en este sentido hayan aumentado un 300% en los últimos 25 años.

Conciliación, salud, ocio... Nuestra vida familiar ha cambiado de forma espectacular, a mejor en algunos aspectos y a peor en otros.

Sea como sea, éste es el presente en el que vivimos y del modo en que lo hagamos dependerá en gran medida el futuro de nuestros hijos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad