Coche, tren, bus o avión: ¿cuál es mejor para el bebé?

El elegir un medio de transporte no siempre depende de nosotros, a veces es la distancia la que nos obliga a escoger uno de ellos. Si te encuentras en esta situación, toma nota de los consejos que te damos a continuación para que el viaje resulte lo más placentero posible.

¿Cómo debe ir en coche?

Sin duda, con un bebé tan pequeño y con tanto equipaje, lo más cómodo es que vayáis en coche.

El bebé irá dormido casi todo el trayecto y cuando esté incómodo, llore o tenga hambre, podréis parar en las áreas de descanso para cambiarle el pañal (debéis hacerlo cada dos horas) o darle de comer.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

El bebé debe viajar en un dispositivo de seguridad homologado (capazo o silla) adecuado a su tamaño, en sentido contrario a la marcha si va en el asiento delantero. Lo mejor es que vaya en el asiento de atrás acompañado por uno
de vosotros.

Tened cuidado con el calor, aunque aún no sea verano: viajad en las horas más frescas, instalad parasoles o cubrid con toallas las ventanillas traseras y jamás dejéis el coche estacionado a pleno sol con el bebé dentro.

¿Y en tren, bus o avión?

El tren es una buena opción porque puedes pasear con el bebé, hay baños con cambiador y bar-restaurante.

El niño viaja gratis, pero sin asiento. O pagas un billete o tendrás que llevarle contigo en brazos (algunas mamás se llevan la mochila portabebés).

El autobús es algo más incómodo (atención, elige pasillo), salvo para trayectos cortos. Aquí el niño sí ocupa plaza, por lo que puedes colocar el portabebés con el cinturón de seguridad en el asiento contiguo al tuyo.

También podéis ir en avión. Aunque muchos pediatras recomiendan esperar a que el bebé tenga 15 días, casi todas las compañías aéreas permiten volar al recién nacido a partir de las 48 horas.

Es importante que le pongas el chupete o que le des el pecho o el biberón en el despegue y en el aterrizaje, para evitar que el cambio de presión le cause dolor de oídos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad