Deportes que mejoran la psicomotricidad de los niños pequeños

El ejercicio es fundamental para el correcto desarrollo tanto físico como mental de los niños. Descubre qué deportes son los más beneficiosos para mejorar su psicomotricidad.

La salud física y mental de los niños pequeños requiere de un desarrollo psicomotriz adecuado, por lo que incluir el deporte como una actividad más de su sistema educativo es fundamental. Todos los ejercicios físicos contribuyen a la mejora de la motricidad, pero algunos más que otros, sobre todo en edades tempranas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

“Mejorar las habilidades psicomotrices de los más pequeños a través de distintos ejercicios como recortar, pintar, dibujar y por supuesto a través de la práctica deportiva es uno de los primeros objetivos de la infancia”señala Miguel Ángel López, jefe del Departamento de Educación Física de Primaria en Brains International School La Moraleja.

Si el desarrollo de estas habilidades no es el correcto, puede plantear dificultades futuras en la coordinación de los niños, por lo tanto, elegir un deporte adecuado en las primeras edades será muy beneficioso para nuestros hijos.

Lo más importante es que el niño no vea el deporte como una obligación si no como una actividad divertida con la que se integra con los demás compañeros y ve reforzada su autoestima. En sus primeras etapas, antes de introducirlos en las reglas complejas de cualquier deporte, lo mejor es comenzar con una serie de juegos que resulten divertidos a la vez que le permitan desarrollar sus habilidades, en los que en Brains denominan predeporte o juego pre-deportivo.

A partir de esta primera etapa, debemos escuchar nuestro hijo para saber qué práctica deportiva le resulta más atractiva. Seguramente se decantará por aquella en la que se encuentre más cómodo y más integrado con sus amigos. Proponemos cuatro deportes que le aportarán múltiples ventajas para su correcto desarrollo:

Fútbol

Al ser un juego de equipo, además de mejorar la coordinación y aumentar su resistencia física, le permitirá sentirse parte del grupo y darse cuenta de que la consecución de los objetivos depende en gran medida del trabajo conjunto.

Baloncesto

Los niños más altos suelen tener más problemas de coordinación de sus extremidades. Este deporte les ayuda a aumentar esta coordinación tanto de la parte superior como inferior del cuerpo, potencia la rapidez y el equilibro y como pasa con el fútbol, les permite ver la importancia de trabajar de forma coordinada con sus compañeros de equipo. Por supuesto, es bueno para cualquier estatura, pero para los más altos tiene beneficios añadidos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Natación

Es el deporte que más músculos del cuerpo activa a la vez, lo que permite mejorar la coordinación física del niño. Además, ayuda al control de la respiración y aumenta la fuerza y la resistencia física. Pediatras y doctores lo recomiendan mayoritariamente para cualquier edad.

Judo

A través del judo, los niños aprenden a controlar su cuerpo y sus emociones. Las reglas de este deporte enseñan también el respeto hacia sus compañeros como condición ineludible para practicar la actividad. Cuando el niño comprende lo que puede conseguir mediante la disciplina, mejora su autoconfianza y refuerza autoestima. Muy recomendable para niños hiperactivos.

ADEMÁS... Elige el deporte más indicado para tu hijo

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Salud infantil