Mantén a raya a los enemigos de los dientes de tu hijo

Si descuidas su salud bucal, tu hijo puede sufrir problemas que le afectarán en su vida adulta. Los odontopediatras no se cansan de repetirlo: la mejor terapia, la prevención.

La caries en los bebés

Es la destrucción del diente provocada por gérmenes y bacterias de la placa dental, que fabrican un ácido a partir de los restos de alimentos que corroe primero el esmalte y luego ataca a su interior.

Hay que actuar a tiempo. Si percibes un cambio de color en el esmalte de un diente, llévale a consulta cuanto antes”, alerta la odontopediatra.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

En bebés se habla de caries de biberón, actualmente llamada caries de la primera infancia. “Es porque la leche se mantiene demasiado tiempo sobre los dientes y muchas veces al día”, cuenta la dentista.

Lo mismo sucede con las bebidas azucaradas. “El problema no es por tomar un zumo de vez en cuando, sino por beberlo a sorbitos, ya que cualquier tipo de azúcar consumido constantemente ocasiona que la saliva se mantenga en niveles muy ácidos y empieza la desmineralización del esmalte.”

La maloclusión en bebés y niños

Es el mal alineamiento de los dientes, que precisa ortodoncia para corregirlo. Puede deberse a causas hereditarias, malos hábitos (prolongar el biberón o el chupete, chuparse el dedo) o a extracciones dentales precoces.

Otras anomalías en los dientes de leche

Las caídas o golpes pueden fracturarle un diente. Si pierde un diente de leche entero, no se repone, aunque se hace una radiografía para descartar roturas óseas.

Otras alteraciones (que tenga menos dientes o que le crezcan mal) son más graves pero raras. El dignóstico precoz es muy importante.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Salud infantil