Otras toses menos frecuentes

Además de las toses habituales existen otras menos frecuentes, provocadas por diversos factores que conviene aprender a reconocer.

Por si fueran poco los virus, las bacterias y las causas habituales que originan la molesta tos, existen otros factores que también pueden ocasionarla, entre ellas la epiglotitis, el reflujo gastroesofágico, la aspiración de un cuerpo extraño y el asma.

La tos de epiglotitis está provocada por una inflamación de la epiglotis y supone una urgencia médica. Empieza con tos seca y estridor y al avanzar la infección el niño muestra palidez y sudoración, rubefacción facial, babea, saca la lengua como si tuviera “hambre de aire” y debe sentarse para respirar.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

POR REFLUJO

Afecta a los niños con el cardias inmaduro, de forma que cuando están tumbados, salen pequeñas cantidades del contenido del estómago hacia el esófago, causándoles tos. Ésta suele ser seca e irritativa en el momento de la aspiración, pero al ir avanzando el jugo gástrico, puede producir estridor si afecta a la laringe o, si llega a los bronquios, dificultad respiratoria y ahogo. Si aparece esto último hay que ir al médico. El niño dormirá semiincorporado.

POR ASPIRAR UN CUERPO EXTRAÑO

Suele estar producida por la aspiración de frutos secos, tornillos, tapones de bolígrafo u objetos pequeños, y requiere visita urgente al médico. La tos suele ser seca y repetitiva al principio y posteriormente, por la inflamación y el moco, húmeda y entrecortada. Si el objeto está en la laringe suele producir tos con estridor, y si está en los bronquios o en la tráquea provoca sensación de ahogo.

TOS EQUIVALENTE A ASMA

Puede estar desencadenada por un alergeno, una infección respiratoria, el ejercicio físico, la exposición al tabaco, el reflujo gastroesofágico, la contaminación o sustancias irritantes. Suele ser tos seca, compulsiva y repetitiva, de aparición repentina. Después surgen ruidos en el pecho y dificultad respiratoria. Si es la primera vez que el niño tiene una crisis, debes ir a urgencias para que le den un broncodilatador. En adelante has de tener el medicamento en casa, bajo prescripción médica, por si vuelve a ocurrir.

Cuando la tos se alarga más de tres semanas se considera tos persistente. Si ésta se alivia con algún fármaco pero vuelve a aparecer, se cataloga como tos crónica. Estas toses, poco frecuentes, pueden estar provocadas por alguno de estos motivos:

Publicidad - Sigue leyendo debajo

FIBROSIS QUÍSTICA

Aqueja a 1 de cada 2.500 recién nacidos vivos en España. Se trata de una enfermedad congénita que si bien afecta a todos los órganos y aparatos, se caracteriza por la existencia de moco continuo muy espeso en los bronquios, de ahí que se le llamara en un tiempo mucoviscidosis. En la actualidad puede detectarse precozmente su presencia gracias a la prueba del talón.

BRONQUIECTASIAS

Esta tos suele afectar a entre el 2% y el 4% de los niños. Los pequeños que la padecen tienen uno o varios bronquios dilatados y presentan tos con expectoración por la mañana, al levantarse. Estos niños también suelen contraer neumonías con frecuencia.

TOS PSICÓGENA

Puede representar el 1% o el 2% de las consultas de neumología pediátrica. Se caracteriza por ser una tos perruna, bronca, aparatosa y forzada. En casa puede oírse incluso desde la habitación más alejada del lugar donde está el niño. Este tipo de tos tiene características típicas, ya que el pequeño tose para llamar la atención, por eso suele hacerlo de día y cuando está acompañado, pero nunca por la noche, estando dormido. Si te fijas, comprobarás que cuando está solo, distraído o dormido, no tose. Los niños más propensos son los que tienen problemas de relaciones sociales o familiares o de escolarización. Cuando el especialista diagnostica este tipo de tos, suele derivar al pequeño al psicólogo infantil.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Salud infantil