Los niños entre 3 y 6 años tienen que hacer ejercicio tres horas al día

Los niños de hoy han cambiado la comba y la pelota por los móviles y las tablets, una forma de ocio sedentaria que deriva en problemas de sobrepeso y obesidad.

los niños españoles ahora más gordos que nunca por la falta de ejercicio
Getty Images

El Departamento de Salud de EEUU ha publicado sus nuevas recomendaciones sobre ejercicio físico en las que por primera vez ha incluido a los más pequeños de la casa. En el documento se recomienda que los niños entre 3 y 6 años realicen un mínimo de tres horas diarias de actividad física. En nuestro país cada vez hay más concienciación sobre la necesidad de que los niños se muevan, quizá porque España es uno de los países europeos en los que hay más población infantil con sobrepeso: un 18,1% de los niños españoles son obesos y el 23,2% tiene sobrepeso, según el estudio Aladino realizado por la Agencia Española de Consumo Seguridad Alimentaria y Nutrición (Aecosan). En 2017, la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (semFYC) ya recomendaba que los menores de 5 años realizaran 3 horas diarias de actividad física, la cual, por supuesto, no se entiende de la misma manera que en los adultos.

En los niños, actividad física significa jugar, hacer deporte, saltar, corretear, jugar a la comba… Pero, ¿por qué los niños de hoy no hacen esto? La respuesta es muy sencilla, las formas de ocio de los niños han cambiado y ahora se decantan por el uso de las nuevas tecnologías, que implican una forma de juego sedentaria. Tal y como ha explicado al periódico El País Gerardo Rodríguez, coordinador del Comité de Promoción de la Salud de Asociación Española de Pediatría (AEPED), la situación se acentúa más en las niñas, de las cuales solo el 12% realiza la actividad física recomendada.

Los mayores de 5 años tampoco cumplen las recomendaciones ni del el nuevo documento del Departamento de Salud de EE UU ni de la semFYC, que aconsejan 1 hora diaria de actividad física para esas edades. La comba y la pelota han sido sustituidas por los móviles y las tablets. En este sentido, según la última Encuesta de Salud de España (2017) publicada por el Ministerio de Sanidad, el 76,1% de los niños entre 5 y 9 años pasan una hora o más al día frente a una pantalla y a partir de los 14 la cifra asciende hasta el 83,7%.

Además, la Organización Mundial de la Salud afirma que los niños obesos y con sobrepeso suelen seguir siéndolo en su edad adulta, lo que aumenta las posibilidades de que sufran enfermedades cardiovasculares. Como padres, está en nuestras manos tomar medidas en casa para cambiar esta situación y evitar problemas de salud derivados del sedentarismo a nuestros hijos. Por ejemplo, podemos comenzar por enseñarles a evitar los ascensores, procurar que durante el periodo de vacaciones no cojan hábitos sedentarios, inculcarles la importancia del deporte, salir a pasear en bicicleta y apuntarles al que más les guste

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Salud infantil