Diabetes, los síntomas que indican que tu hijo podría padecerla

Ante cualquiera de las señales que te contamos a continuación acude al pediatra para que le haga la prueba de detección de la diabetes.

diabetes en niños
Getty Images

La diabetes es una enfermedad que afecta a más de 400 millones de personas en el mundo, lo que la convierte en un problema de salud pública que cada vez más afecta a la población infantil y juvenil. Aprender a detectarla a tiempo y someterse al tratamiento diabetológico adecuado es fundamental para que quienes la padezcan puedan llevar una vida absolutamente normal. El 14 de noviembre se celebra el Día Mundial de la Diabetes, pero sigue siendo desconocida para la mayoría de la población.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

¿Qué es la diabetes?

La diabetes es una enfermedad metabólica que se caracteriza por los altos niveles de azúcar (glucosa) en sangre. Ese elevado índice se produce por un déficit de la hormona insulina en las células beta que produce el páncreas y que permite que las células utilicen la glucosa de la sangre como fuente de energía. Un fallo en la producción de la misma, de su acción en la sangre o ambas a la vez originan esta enfermedad y, dependiendo de la edad del paciente, padecerá un tipo u otro. Hay dos tipos de diabetes: la tipo 1 y la tipo 2.

La tipo 1 afecta principalmente a niños y adultos jóvenes. Representa el 13% de los casos de diabetes en España. Son insulinodependientes; eso significa que necesitarán inyectarse insulina en cada ingesta. Se produce como consecuencia de la destrucción de las células que producen la insulina y aparece sobre todo en los más jóvenes.

La de tipo 2 afecta principalmente a mayores de 18 años y se regula con un tratamiento adecuado a base de pastillas. Es casi exclusiva de adultos aunque en la actualidad también empieza a manifestarse en niños y adolescentes, aunque es menos habitual y se debe a la dificultad para la utilización de la insulina. En los últimos tiempos está aumentando considerablemente debido, principalmente, al sedentarismo, la obesidad (en menores de 25 años ha aumentado en España entre un 3 y un 5% desde 2000), las dietas inapropiadas y a familiares diabéticos. En EE.UU. por ejemplo, de cada 10 diabéticos menores de 18 años, 2 o 3 padecen tipo 2.

¿Cómo detectar si tu hijo padece diabetes?

Los síntomas más claros de que algo no funciona bien en el organismo de tu pequeño son fáciles de detectar y si notas algo raro, se debe acudir rápidamente a su pediatra para consultarle, ya que con un simple análisis de orina se puede detectar si tu hijo es diabético o no. Además, un diagnóstico precoz evita problemas más graves.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Principales síntomas de la diabetes, atenta:

- El niño orina muchas veces (poliuria): observa si hace muchas veces pis porque al estar la glucosa alta en la sangre, esta aparece en la orina. Para eliminarla, necesita disolverse en cantidades muy grandes de agua y por eso el diabético necesita orinar muchas veces.

- Bebe mucha agua (polidipsia): para compensar la pérdida de agua por la orina, tiene mucha sed e incluso necesita beber líquidos por la noche.

- Come en exceso y no engorda en la misma proporción (polifagia): al no poder utilizar la glucosa, las células reclaman energía e intentan compensarlo comiendo más cantidad de alimento.

- Pérdida de peso de forma brusca: aunque coma más, la glucosa no llega a las células y el niño con diabetes empieza a perder peso.

- Puede presentar fatiga y estar más cansado de lo normal, presenta irritabilidad y cambios de carácter o incluso visión borrosa.

Detectar los primeros síntomas y acudir al especialista es fundamental para empezar el tratamiento de la enfermedad, que bien controlada no debe afectar a la vida del niño. Así, una buena educación diabetológica, con la dieta adecuada, el tratamiento de insulina pautado por su endocrino, la práctica de ejercicio y mucho autocontrol harán del niño diabético hoy un adulto responsable mañana.

¿Por qué mi hijo es diabético?

Esa es la pregunta que se hacen millones de padres cuando diagnostican a sus hijos esta enfermedad crónica. Aún no se conocen cuáles son las causas determinadas que le llevan a una persona a convertirse en diabética. Indudablemente hay una cierta predisposición genética a desarrollarla pero no es la causa principal. También influyen otros factores en su desarrollo como medioambientales, infecciones víricas o autoinmunes, porque no hay que olvidar que la diabetes se produce por un mal funcionamiento del sistema inmunitario, como la celiaquía o el hipotiroidismo.

La diabetes en cifras

La diabetes es una enfermedad que padecen casi 400 millones de personas en todo el mundo. Según la OMS, al menos el 50% de las personas que tienen diabetes todavía está sin diagnosticar. En Europa, más de 55 millones la sufren y las previsiones para los próximos años no son optimistas porque se estima que en 2030 la cifra de diabéticos superará los 64 millones.

Desde la Federación de Diabéticos Españoles reconocen que si en 2014 se estimaba que alrededor de 400 millones de personas en todo el mundo (el 9% de la población total adulta) eran diabéticas, 20 años después esta cifra puede alcanzar los casi 600 millones.

En nuestro país, los datos también son abrumadores: cada año se registran 1.100 casos nuevos y alrededor de 30.000 menores de 15 años padecen diabetes mellitus tipo 1. Prácticamente el 95% de los niños y adolescentes españoles que tienen diabetes padecen este tipo 1.

Por comunidades autónomas, en Madrid esta enfermedad la padecen 16 de cada 100.000 niños menores de 15 años; en Cataluña, por ejemplo, alcanza el 13,7% de esta franja de población, mientras que Andalucía y Canarias tienen los porcentajes más altos, entre un 20-25% de menores de 15 años afectados. Respecto al resto de países europeos, España ocupa el puesto número 18 de un ranking de 30 estados, quedando por detrás de países como Eslovenia, Portugal o Hungría.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Salud infantil