Los niños que se lavan las manos con gel desinfectante se ponen malos menos veces

Un estudio realizado en 24 guarderías de Almería ha demostrado que los niños que se lavan las manos con gel desinfectante tienen menos enfermedades.

Niño lavar manos con gel desinfectante
Getty Images

Es inevitable que nuestros hijos se pongan malos y de vez en cuando tengan que quedarse en casa y perderse días de colegio o guardería. Sin embargo, gracias a una nueva investigación realizada por científicos andaluces puede que consigamos reducir el número de veces que se pongan malitos. Y es que según el estudio, realizado en 931 niños escolares de hasta 3 años de 24 guarderías distintas de Almería y sus padres, los niños que utilizan gel desinfectante para lavar sus manos faltan menos a la guardería que los que se las lavan con agua y jabón.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Para realizar la investigación, los científicos dividieron a los pequeños, a sus respectivas familias y a las guarderías en tres grupos: el primero de ellos usaría agua y jabón; el segundo, gel desinfectante; y el tercero seguiría con los hábitos de limpieza que realizara habitualmente. Los tres grupos debían lavarse las manos siguiendo las directrices que les habían enseñado en talleres sobre higiene de manos a los que tuvieron que asistir. Además, los dos primeros grupos también acudieron a talleres sobre fiebres e infecciones respiratorias. Todos los participantes debían lavarse las manos antes y después de comer, al llegar a casa y después de toser, estornudar o sonarse la nariz.

Después de ocho meses, los 931 niños de las 24 guarderías distintas acumularon 5.186 días estando malos, lo que equivale a una media de 6 faltas por alumno. En este sentido, fueron los niños que usaron gel desinfectante los que se pusieron menos veces malos y faltaron menos a la guardería: tan solo se ausentaron un 3,2% de los días de clase. Aquellos que se lavaron las manos con agua y jabón faltaron el 3,9% de los días y el grupo que siguió con sus hábitos habituales, un 4,2%.

Los resultados de este estudio ratifican que los niños que se lavaron las manos con agua y jabón tenían un 21% más de posibilidades de contraer infecciones respiratorias y un 31% más de tener que utilizar antibióticos frente a los que usaron gel desinfectante. Estos últimos, además, tenían un 23% menos de riesgo de contraer enfermedades respiratorias frente a los que siguieron con sus hábitos de higiene.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Salud infantil