Los disparates

Un juego de niñas típico, genial para combatir el estrés y desarrollar la memoria.

Todas las niñas se sientan en un círculo. Entonces, la primera participante le hace una pregunta en voz baja a la niña que tiene a su derecha y ésta le responde; después esta niña hace lo mismo con la siguiente persona, y así sucesivamente hasta que se termina el círculo.

A continuación, la primera niña dice en voz alta: “Esta señorita me ha preguntado...” y dice lo que le acaba de preguntar la niña que está a su izquierda. “Y ésta me ha contestado...” y dice lo que le ha dicho la de la derecha. Como las respuestas no se corresponden con las preguntas originales los disparates y la diversión están asegurados.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Es bueno para…

Desarrollar lazos afectivos y emocionales y disminuir los niveles de estés a través de la risa.

Fomenta la sensación de pertenencia a un grupo y en el plano intelectual, trabaja la memoria, el vocabulario y la capacidad de deducción: cuanto más pensadas estén las preguntas, más grande será el disparate con el que se conteste.

Publicidad - Sigue leyendo debajo