Cómo involucrar al hermano mayor en el cuidado del bebé y que no tenga celos

Involucrar a tu hijo en el cuidado del nuevo miembro de la familia evitará que surjan envidias y rivalidades en el futuro.

La llegada de un nuevo miembro a la familia trae consigo muchos cambios. Si optamos por involucrar al hermano mayor en su cuidado, no solo nos ayudará a nosotros como padres, sino que será beneficioso para el desarrollo cognitivo del recién nacido, para la futura relación de los hermanos y, además, será reconfortante para el primogénito, pues sentirá que desempeña un papel importante en la nueva estructura familiar.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Desarrollar esta relación desde al principio, prepara el escenario para el desarrollo cognitivo y del lenguaje del bebé e influye sobre su futura capacidad de ser empático con otras personas.

Cómo involucrar al hermano mayor en el cuidado del bebé

  • Cuenta con él desde el principio para el cuidado del bebé. Aun siendo pequeños, los niños pueden desempeñar un papel muy importante en la estimulación del bebé.
  • Que ayude en lo que pueda: si el hermano mayor es demasiado pequeño, puede que no nos pueda ayudar en determinadas cosas que requieran una madurez o un mayor desarrollo físico, sin embargo, su papel sigue siendo muy importante, pues distraerá al recién nacido con cosas típicas de su edad, como poner caras o jugar, potenciando el desarrollo cognitivo del bebé.
  • Resalta sus capacidades: al ser de ayuda para el nuevo miembro de la familia y para los padres, el niño se sentirá útil e involucrado en su cuidado. Al resaltar sus capacidades y decirle lo que hace bien, sentirá el reconocimiento y orgullo de sus padres. En este sentido, es más conveniente decirle “Me encanta como cantas, ¿puedes cantarle al bebé?, que pedirle únicamente que le cante, pues en el primer caso la acción no está únicamente enfocada en el recién nacido, sino también en el hermano mayor.
  • Crear un nuevo equilibrio en la familia: con la llegada del nuevo bebé, la estructura de la familia cambia, y también su equilibrio. Lo importante es crear uno nuevo en el que todos jueguen su papel y no olvidarse del hermano mayor, ya que si se siente excluido puede sentir en envidia, lo que derivará en el futuro en una rivalidad entre hermanos.

    Por otro lado, es importante que te asegures de que todas las tareas que le cedes a tu hijo sean apropiadas para su edad, como por ejemplo darle el biberón a su hermanito, hacer la colada, calmar y estimular al bebé… y siempre bajo tu supervisión. Aun así, la labor más importante de este será hacer reír a su hermano, jugar con él y, como ya hemos comentado, estimularle.

    Publicidad - Sigue leyendo debajo

    Además, involucrar al hermano mayor desde el principio en el cuidado del bebé, evitará que surja rivalidad o envidia entre ellos y contribuirá a crear una cultura familiar saludable. Una de las tareas más difíciles y más importantes de los padres es mantener un equilibrio entre todos sus hijos y hacerles caso por igual.

    ADEMÁS... Cómo prevenir los celos cuando llega un nuevo hermano

    Publicidad - Sigue leyendo debajo