6 consejos para combatir los celos de tu hijo hacia su hermano

El recién nacido cambia la vida de toda la familia, muy especialmente la del hermano mayor. Así puedes ayudarle a aceptar y a querer mucho a su nuevo hermanito.

Aceptar la llegada del recién nacido no es fácil para el hermano mayor. Si los celos han hecho su aparición, hay pequeñas (pero eficaces) medidas que puedes tomar para llevar la situación de la mejor manera posible:

Vuestro rato juntos es ¡sagrado! Podéis leer cuentos, ir al parque, pintar... Durante ese tiempo dedícale toda tu atención. Así comprobará que sigue siendo muy importante para ti.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Implícale en el cuidado del bebé. Puede ayudarte con los pañales, con el baño, déjale que lo coja en brazos bajo tu supervisión... Todo eso reforzará su rol de hermano mayor.

Mantén las rutinas que tenías con él, deja los cambios importantes para más adelante. La llegada del pequeñín ya le ha alterado bastante.

• Anímale a que te cuente qué siente por su hermanito y sé comprensiva con sus ataques de celillos. Hazle entender que el bebé ha llegado para quedarse y que poco a poco irá creciendo y podrá jugar con él.

• No te preocupes si se vuelve a hacer pis, quiere dormir con vosotros o te pide el chupe. Es su forma de decirte que quiere ser un bebé como su hermanito. Actúa con naturalidad y se dará cuenta de que ese no es el camino.

Es importante que corrijas sus ‘excesos’ de amor hacia el bebé. Si le pega, muerde o pellizca, debes ser rotunda para que entienda que esa conducta es inadecuada y que no debe repetirse.

ADEMÁS

--> Cómo presentarle a su hermanito para evitar los celos

Publicidad - Sigue leyendo debajo