Hermanas contra la depresión

Un nuevo estudio demuestra lo beneficioso que es para los más pequeños tener un hermanito o hermanita a su lado.

Hasta ahora, sabíamos que el hecho de tener hermanos mejoraba las relaciones sociales de los niños.

Pero además recientemente a salido a la luz una investigación de la Universidad de Brigham (EEUU) que demuestra que las relaciones entre hermanos favorecen a los mismos de forma muy positiva e incluso les potencia a desarrollar actividades de caridad y a ser más generosos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

La investigación enmarcada en el estudio sobre las relaciones familiares, revela que tener una hermana a la que contarle tus problemas evita la depresión adolescente.

El estudio analizó a 395 familias, las cuales tenían más de dos hijos y al menos uno de ellos entre 10 y 14 años.

Las chicas favorecen más la anti-depresión porque, según la autora del estudio, Laura Padilla- Walker, cuentan con más dotes comunicativas que los varones y por esto, son de más ayuda para sus hermanos y hermanas.

¿Por qué se pelean?

El estudio también habla sobre la gran preocupación de algunos padres por las peleas de sus hijos, a lo que se demuestra que, estos pequeños conflictos, son positivos para los pequeños ya que les enseña a controlar sus emociones.

Sólo cuando las peleas son más graves se puede derivar en delincuencia juvenil.

En definitiva, el estudio resalta la importancia de las relaciones fraternales y de que, estas son incluso más influyentes en los niños, que las que mantienen con sus padres.

Por último estas relaciones se potencian más, curiosamente, en hermanos de familias tradicionales que en los de familias monoparentales.

Publicidad - Sigue leyendo debajo