Siempre se chupa el dedo

Este hábito tranquilizador, ¡ya empieza en el útero! Persiste en el primer año, cuando la zona de la boca es básica para el niño.

Y durante los primeros 2 años es normal, no indica que se sienta inseguro o carente de cariño, sólo muestra su fuerte necesidad por succionar. No tengas prisa al quitarle el chupete.

  • Si persiste con 2 años, intenta sustituir el dedo por el chupete, que es más fácil de quitar. Pero ve reduciendo las situaciones en las que lo utiliza, para lograr que a los 3 años se limiten a momentos puntuales (para dormir, cuando está malito, etc.).
  • Sólo un 20% de los niños que se chupan el dedo lo siguen haciendo con 5 años. Y de éstos, 80% lo dejan antes de los 8 años. Pero si la manía se prolonga cumplidos ya los 5 años, el niño puede tener problemas dentales. Por eso, muéstrale su hábito frente al espejo e intenta que
    lo deje mediante la consciencia (haciéndole una señal) y fijando un plan de premios.
  • Además, si una vez cumplidos los 5 años sigue chupándose el dedo para dormir , acuéstale con un guante. Apela a su afán por ser mayor y hazle ver lo bonito que está su dedo si no lo chupa.
    Publicidad - Sigue leyendo debajo
    Publicidad - Sigue leyendo debajo