Las nuevas tecnologías, fuente de conflicto con los hijos para 4 de cada 10 padres

La posibilidad de hablar con desconocidos, el ciberacoso, el acceso a contenidos inapropiados y la pérdida de tiempo son las cuestiones que más preocupan a los padres españoles sobre la relación de sus hijos con Internet.

Familia usando móvil
Getty Images

Las nuevas tecnologías han llegado para quedarse y hacernos la vida un poco más fácil. En este sentido, el 66% de los padres piensa que las nuevas pantallas facilitan hacer gestiones familiares y que, de no poder realizarlas vía online, les quitarían tiempo de estar con sus hijos, como hacer la compra, realizar pagos, reservar vacaciones…, según el estudio 'El impacto de las pantallas en la vida familiar' realizado por Empantallados y GAD3 y apoyado por la campaña 'Por un uso Love de la tecnología' de Orange.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Sin embargo, la realidad es que las nuevas pantallas también son motivo de conflicto entre padres e hijos y traen nuevos retos educativos. Los datos del estudio, que se ha llevado a cabo a partir de más de 1.400 entrevistas online a padres con hijos menores de edad en España, señalan que 4 de cada 10 padres consideran que las tecnologías generan conflictos con sus hijos de manera habitual. ¿Los motivos? Varios. El informe señala que una de las principales causas es la falta de límites o normas claras en el uso de tecnologías o la falta de compromiso por parte de los padres de cumplir los que han impuesto. Los padres tienen un nuevo papel en la crianza y es el de hacer de mediadores entre los niños y la tecnología.

Lo que más preocupa a los padres de la relación entre sus hijos e Internet

La principal preocupación, según el estudio, es que puedan hablar con desconocidos online, seguido del ciberacoso. Además, este último no siempre es fácil de identificar, por lo que los expertos instan a los padres a que pregunten regularmente a sus hijos si alguien les han herido por internet o si ha publicado algo que les haya molestado o con lo que se hayan sentido ofendidos. Y por supuesto, estar pendientes de que no sean sus propios hijos los que ridiculicen a otros niños a través de redes sociales.

Por otro lado, lo tercero que más preocupa a los padres es que sus hijos puedan acceder a contenidos inadecuados tales como escenas que fomenten la violencia, el odio, autolesiones, fanatismos y pornografía. Para evitar este tipo de situaciones, es importante educar a nuestros hijos en el buen uso de la tecnología desde pequeños y advertirles sobre los peligros que pueden encontrar en ella, así como las ventajas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

A los padres también les preocupa que sus hijos pierdan el tiempo con las nuevas pantallas en vez de dedicárselo a otras actividades más beneficiosas para ellos y su desarrollo: hacer los deberes y estudiar, practicar algún deporte, salir con amigos… Para combatir esta situación, la mayoría de los padres encuestados tienen claro que deben ofrecerles planes alternativos que fomenten otro tipo de ocio, como escapadas familiares a la naturaleza, divertirse con juegos de mesa, hacer deporte en familia…El cuarto punto que más preocupa a los padres españoles es la sobreexposición de la imagen de sus hijos en Internet.

¿Cómo protegen los padres a sus hijos en Internet?

El estudio ha reflejado que el 39% de los padres encuestados ha confesado que para proteger a sus hijos tiene instalado algún tipo de control parental, el 88% que está de acuerdo con tomar medidas como supervisar el móvil de sus hijos y el 86% con fijar un horario de uso. Además, el informe revela que en un 74% de los casos existen normas de uso de la tecnología.

¿A qué edad podemos darles su primer móvil?

El estudio señala que los padres consideran que los 11 años es una buena edad para que los niños puedan tener una tablet propia y los 13, un móvil. Por otro lado, los resultados demuestran que la principal razón por la que los padres dan móviles a sus hijos es para tenerlos localizados, seguido de porque consideran que ya están preparados y porque el resto de sus amigos ya tienen uno. Sin embargo, el informe también asegura que 4 de cada 10 padres se arrepiente de haberles dado el móvil a sus hijos y que posteriormente se dan cuenta de que era demasiado pronto.

Predicar con el ejemplo

Es importante saber que para conseguir que nuestros hijos no hagan un uso abusivo de la tecnología es muy importante que nosotros les demos ejemplo. En este aspecto, el 31% de los padres encuestados reconoce que hace un uso excesivo de la tecnología y que, por tanto, no se sienten buenos modelos para sus hijos. Por lo general, el estudio ha reflejado que los padres hacen incluso un mayor uso de la tecnología que sus hijos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo