Recetas internacionales para niños con las que sorprenderás a tus hijos

Si quieres que tus hijos experimenten con los sabores de otros países, toma nota de las ideas que te damos ¡la vuelta al mundo en tu mesa!

image
D.R.
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Puré de patata con azafrán (Marruecos)

Las especias como el azafrán son un básico de la cocina marroquí. Combinado con limón fresco, transforma por completo el más clásico de los purés.

Ingredientes: 1 patata grande, azafrán en hebras, 1/2 cucharadita de zumo de limón, aceite de oliva, sal

Elaboración

Pela y corta la patata y cuécela tapada durante quince minutos o hasta que esté tan tierna como para aplastarla con la ayuda de un tenedor.

Reserva dos cucharadas del agua de cocción, ponlas en un recipiente y echa las hebras de azafrán. Aplástalas hasta que emerja el color.

Cuela y agrega a las patatas junto al zumo de limón y la sal. Rocía con aceite de oliva.

Puré de boniato asado (Sudamérica y América Central)

El boniato es un tubérculo rico en provitamina A y muy energético. Aderezado con lima y canela es muy común en Caribe, Jamaica, México...

Ingredientes: 2 boniatos, mantequilla, 1/2 cucharadita de canela, 1 cucharadita de zumo de lima

Elaboración

Envuelve los boniatos en papel de aluminio con un chorro de aceite de oliva (puedes aromatizarlos con clavos) y hornea hasta que estén blandos (unas dos horas) a 180º.

Corta en trozos, ponlos en un bol y añade la mantequilla y la canela. Tritura con un procesador o con una prensa de patatas (añade agua si es necesario) y remueve bien.

Finalmente, mezcla con el zumo de lima.

Espinacas con salmón (Francia)

Una mezcla sencilla que, bien condimentada al gusto de los habitantes del país vecino, marca la diferencia.

Ingredientes: 1 filete de salmón sin piel, dos tazas de espinacas baby frescas, 1 pizca de polvo de ajo, 1 pizca de tomillo

Elaboración

Pon el salmón en un plato y mételo al microondas a máxima potencia de 1 a 2 minutos, hasta que puedas desmenuzarlo con los dedos.

Pon las espinacas y tres cucharadas de agua en un cazo. Cocina durante cinco minutos a temperatura
baja-media removiendo con frecuencia.

Bate la mezcla de salmón, espinacas y tomillo. Sirve mejor templado.

Okayu (Japón)

Las gachas de arroz son el primer alimento sólido para la mayoría de los bebés asiáticos. Ya con 4 meses se les da a beber el caldo de cocción por sus propiedades.

Elaboración

Pon media taza de arroz de grano largo en una olla y cubre con cinco tazas de agua fresca. Lleva a ebullición, baja la temperatura y cocina a fuego lento, sin tapa, durante 25-30 minutos.

Remueve para que no se pegue y añade agua en función de la consistencia deseada. Estas gachas son una forma muy sencilla de introducir nuevos alimentos, ya que puedes mezclarlas con trocitos de zanahoria o guisantes; aceite de sésamo o soja; pescado blanco machacado; trocitos de tofu...

De la misma manera, puedes experimentar con el tipo de arroz: basmati, jazmín o integral.

Publicidad - Sigue leyendo debajo