Guía básica para saber interpretar las etiquetas de los alimentos

Si en muchas ocasiones, al leer los componentes de algún producto alimenticio, no sabes qué pone realmente, atenta. Te damos las claves para que sepas qué te llevas a casa realmente.

image
D.R.
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Proteínas

Smileat es una empresa española de alimentación infantil con productos 100% ecológicos y sus nutricionistas han elaborado una guía para enseñarnos a interpretar las etiquetas de los productos que compramos en el supermercado.

En primer lugar, es necesario saber que los ingredientes que aparecen en las etiquetas de los productos se ordenan de mayor a menor cantidad y que debemos tener en cuenta varios factores a la hora de leer el etiquetado.

Es importantísimo que las proteínas y los hidratos de carbono sean de calidad puesto que representan en torno al 10-15% de la ingesta diaria y son dos de los grandes macronutrientes que conforman los alimentos. Ayudan al crecimiento, a la reparación de tejidos celulares y a la producción de enzimas y hormonas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Grasas

Las grasas deben representar entre el 30-35% de la ingesta diaria, por ello es importante saber identificar cuáles son las grasas saludables, aquellas que proporcionan ácidos grasos como el omega, 3, 6 y 9, y huir de las saturadas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Carbohidratos

Los carbohidratos son muy importantes ya que conforman la fuente de energía del organismo y, por tanto son necesarios para el desarrollo de la actividad diaria. En este sentido, Smileat recomienda consumir poca cantidad de azúcares simples y sustituirlos por fuentes naturales de carbohidratos como vegetales, frutas y cereales integrales.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Azúcar

Las marcas suelen enmascarar el azúcar utilizando palabras desconocidas por el consumidor como por ejemplo jarabe de glucosa, arroz, maíz y trigo, los siropes de arroz, agave o el azúcar de coco o caña de azúcar.

Es muy importante conocer el porcentaje de azúcar que lleva cada alimento en relación con la tabla nutricional y saber identificar la fuente del azúcar en la lista de ingredientes para saber qué efecto tendrá en nuestro organismo, ya que los alimentos con muchos azúcares aumentan el nivel de glucosa en sangre rápidamente segregando insulina en grandes cantidades y, ante la imposibilidad de nuestro organismo de quemar toda esa glucosa, se convierte en grasa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Harinas y cereales

El tipo de harina que se utiliza en los productos marca la diferencia entre uno y otro. En este aspecto, Smileat recomienda optar por productos elaborados con harina de espelta, pues aporta vitamina B, proteínas de fácil digestión y minerales beneficiosos para los huesos.

En cuanto a los cereales, son recomendables aquellos cuyo cultivo es ecológico, puesto que son respetuoso con el medio ambiente y conservan sus nutrientes y propiedades naturales.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Conservantes y colorantes

Los conservantes permiten que los alimentos puedan conservarse por más tiempo, mientras que los colorantes lo único que aportan es una mejor presencia del producto, pero no calidad. En este sentido, es necesario que prioricemos aquellos alimentos que sean más frescos y con menos aditivos (conservantes, colorantes, etc) aunque su presencia sea menos estética.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Número de ingredientes

No hay criterios sobre cuál es el número de ingredientes que deben componer un producto, sin embargo, Smileat defiende que un producto debe estar compuesto tan solo por los ingredientes esenciales huyendo de añadidos innecesarios.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo