Estos alimentos, cuando tenga más edad

Aunque a partir de los 12-18 meses tu hijo se irá habituando a comer prácticamente de todo, hay ciertos alimentos que no le conviene tomar aún.

Frutos secos
Es preferible esperar hasta aproximadamente los 4-5 años para dar frutos secos. Los niños muy pequeños no pueden masticarlos adecuadamente y, aun molidos, existe riesgo de aspiración al pulmón.

Embutidos
Se pueden comer, pero con moderación. Elige preferentemente los bajos en sal, como el pavo o el jamón, frente a chorizo o mortadela. Para variar la merienda, prueba a cambiarlos algún día por un bocadillo de atún.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Vísceras
No son recomendables, con excepción del hígado, muy rico en hierro y vitaminas A y D, que se puede ofrecer de forma ocasional (no asiduamente, porque contiene mucho colesterol).

Picantes, especias...
Los platos muy picantes o excesivamente especiados resultarán demasiado fuertes y son difíciles de digerir para un niño pequeño. También es mejor evitar las chucherías y la bollería industrial, que aporta muchas calorías vacías.

Azúcar y sal
Hay que procurar introducirlos lo más tarde que se pueda en su dieta, y siempre en muy poca cantidad (lo que a ti te parece soso o insípido, para un bebé o un niño pequeño no lo es).

Publicidad - Sigue leyendo debajo