Bocadillos para crecer

Un buen bocadillo aporta hidratos de carbono, grasa, proteínas, vitaminas y minerales; es decir, todos los nutrientes que el organismo necesita para mantenerse sano y, en el caso de los niños, además, para crecer.

En la variedad está el gusto

Pero ¿sabes de qué tienes que preparar los bocadillos a tu hijo para que realmente sean sanos? La web pancadadia.es ofrece muchas sugerencias:

  • De jamón cocido con una pizca de margarina. Muy rico en carbohidratos, proteínas y lípidos, perfecto para evitar posibles molestias musculares.
    Publicidad - Sigue leyendo debajo
    • De atún en aceite con huevo duro. Elaborado con un cuarto de barra de pan (60 g), medio huevo duro y media lata de atún, le aportará sólo 120 calorías, además de las proteínas de primera calidad del huevo y del atún, reforzadas por los omega-3 del aceite de oliva. Este bocata le dará energía y favorecerá su salud cardiovascular.
      • De tortilla de patatas. Ideal para reponer fuerzas tras una excursión porque es muy energético. Contribuye a equilibrar la dieta por su contenido en proteínas, hierro y calcio.
        • Vegetal. Con tomate, lechuga, espárragos blancos, champiñones en láminas y salsa de yogur. Una “bomba” de vitaminas y calcio.

          Para días especiales

          También puedes prepararle bocatas de paté y de chocolate, pero al ser los que más calorías tienen, resérvaselos para ocasiones especiales y cuando se los hagas procura no exceder los 40 g de paté ni los 25 g de chocolate.

          Publicidad - Sigue leyendo debajo