Consejos para que coma bien y tenga el peso ideal

Las madres se preocupan por la salud y el peso de su hijo. En muchos casos esa preocupación es innecesaria, pero aun así hay que cuidar la alimentación del pequeño para que tenga un desarrollo normal.

De igual manera que hay muchos niños que comen poco y están en su peso, también los hay que comen bastante y aun así tienen un peso acorde con su estatura. Esto es algo que depende de la constitución y la actividad metabólica de cada uno, así como de la actividad física y del deporte que el pequeño realice habitualmente.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Otro modo de alimentarse

Sin embargo, lo habitual es que los niños que comen demasiado empiecen a ganar kilos de más, hasta que su incremento de peso pasa a ser un problema de salud.

Si vuestro hijo come en exceso, centraos en corregir sus hábitos de alimentación. Siempre que os sea posible comed juntos para darle buen ejemplo (¡ojo con las grasas, dulces, fritos...!). Acostumbrarle a hacer cinco comidas sanas y ligeras al día en lugar de tres copiosas y evitad que pique a deshoras (si como cada poco tiempo no tendrá necesidad de picar).

Es básico que le enseñéis a masticar mucho y despacio, porque la sensación de saciedad comienza a los 20 minutos de haber empezado la comida. Por eso no es bueno que pase muchas horas con el estómago vacío, para evitar que llegue a la mesa desfallecido y, antes de que pasen esos 20 minutos, "engulla" más de lo que necesita.

Ni tele ni platos "combi"

Medidas a considerar también son:

  • No ofrecerle platos combinados. Animan a comer más rápido.
  • No dejarle comer con la tele puesta. Frente a la pantalla los niños comen por inercia y siguen haciéndolo incluso aunque estén saciados.
  • No obligarle a rebañar el plato siempre, como norma impuesta.
    Publicidad - Sigue leyendo debajo