Los aliños más saludables y exquisitos

Las ensaladas son platos que permiten introducir infinidad de ingredientes. El aliño se realiza en función de estos. Los componentes principales de todo aderezo son el aceite y el vinagre.

El aceite de oliva y las salsas son complementos que darán un toque especial a la ensalada.

ACEITE DE OLIVA


Es un elemento básico en las ensaladas, que favorece la absorción de las vitaminas liposolubles, como la A, muy abundante en la zanahoria y el tomate. Con una pizca
de orégano ayuda a digerir mejor los alimentos. Elige uno de baja graduación (0,4º), para que tanto su sabor como su olor sean tenues y se ajusten mejor a las preferencias culinarias de tu pequeño.

SALSA DE YOGUR

Se prepara batiendo un yogur con un par de hojas de menta bien lavadas.

SALSA DE QUESO

Bate un trozo de queso de Burgos con leche, aceite de oliva y unas gotas de zumo de limón (las cantidades dependen de la consistencia que quieras dar a la salsa).

VINAGRE DE MANZANA

Es mucho más suave que el de vino.

SALSA DE TOMATE CRUDO

Tritura unos tomates maduros (pelados, sin tallo y sin pepitas), con una pizca de orégano y otra de azúcar, zanahoria rallada y un chorrito de aceite de oliva.

SALSA DE NATA LÍQUIDA

Mezcla dos cucharadas de nata líquida con el jugo de media cebolla y una pizca de orégano.

SALSA DE YEMA

Tritura una yema de huevo duro con unas gotas de aceite de oliva y un chorrito de leche.

Publicidad - Sigue leyendo debajo