Mitos sobre anticonceptivos femeninos que son falsos

Lee atentamente y pregunta siempre a tu ginecólogo ante cualquier duda sobre los métodos anticonceptivos que quieras usar.

métodos anticonceptivos mitos falsos sobre ellos
Carol YepesGetty Images

El control de la natalidad, orientado a las mujeres, hoy en día ofrece muchas posibilidades. Hay docenas de píldoras, cinco tipos de dispositivos intrauterinos (DIUs), un implante subcutáneo y muchas más opciones.

Desgraciadamente, al control de la natalidad todavía le acechan mitos y desinformación. Tanto si acabas de tener un bebé y de momento no quieres tener más hijos, como si todavía no ha llegado tu momento de ser madre, toma nota sobre ciertas afirmaciones que son falsas sobre los métodos anticonceptivos y que debes tener claras:

Mito falso 1: "No puedes quedarte embarazada si estás bajo algún método de control de la natalidad"

"La mayoría de la gente piensa que estos métodos son infalibles", dice la ginecóloga Nerys Benfield, directora de la división de planificación familiar del Sistema de Salud de Montefiore. "Ninguno de ellos lo es. Ni siquiera la esterilización es 100% efectiva".

Mito falso 2: "Los anticonceptivos hormonales son tóxicos"

Todos los tipos de anticonceptivos hormonales tienen riesgos reales que debes analizar con un ginecólogo. Debes exigir que te informen de todo adecuadamente a corto, medio y largo plazo del anticonceptivo. Pero eso no los hace tóxicos o malos para todo el mundo.

Para muchas mujeres, los beneficios del hormonarse superan esos riesgos, según cuenta la ginecóloga Alyssa Dweck, autora de The Complete A to Z para su V. Una persona con endometriosis, por ejemplo, podría tener un dolor menstrual tremendo sin el uso de anticonceptivos hormonales. La clave, acudir a un profesional y juntos decidir qué método es mejor para ti.

De todos modos, si no quieres o no puedes tomar hormonas pero quieres un control de la natalidad semipermanente efectivo, hay una solución: el DIU de cobre. El único ingrediente activo es el cobre, tiene una efectividad superior al 99% y brinda 10 años de protección, pero tampoco está exento de efectos secundarios aunque no libere hormonas.

Mito falso 3: "Se debe tomar la píldora a la misma hora todos los días"

Depende de qué tipo de píldora tomes. Si tomas la que lleva progestágeno solamente, sí hay que tomarla a la misma hora todos los días, ya que sus efectos comienzan a desaparecer después de aproximadamente 26 horas. Pero si tomas la píldora combinada, que contiene progestina y estrógeno, hay más margen de maniobra. Esta píldora previene la ovulación, su efecto es más largo en el tiempo.

Por supuesto, algunos médicos todavía recomiendan que tomes cualquier píldora que tomes a la misma hora todos los días, simplemente porque eso te ayuda a crear un hábito. Pero no es necesario entrar en pánico si llegas un poco tarde para tomar una píldora combinada.

métodos anticonceptivos
SCIENCE PHOTO LIBRARYGetty Images

Mito falso 4: "No es seguro omitir períodos usando hormonas"

Algunas mujeres eliminan sus períodos omitiendo la última semana de las píldoras de placebo y saltando directamente a un nuevo paquete de píldoras anticonceptivas. Otros lo hacen dejando su anillo hormonal en su lugar durante cuatro semanas en lugar de tres. Y algunas formas de anticoncepción hormonal, como el DIU y el implante, pueden hacer que el período desaparezca por completo. Todo esto es totalmente seguro.

Es fácil pensar: 'Si no estoy sangrando, es porque todo lo que se supone que tiene que salir va a quedarse dentro', pero omitir los períodos no significa que tenga una acumulación de sangre en el útero. "Lo que hace la hormona es que mantiene delgado el revestimiento uterino. Mantiene el útero vacío, por lo que no hay nada que deba salir", agregó Benfield.

Si te gusta la garantía de que no estás embarazada que proporcionan los periodos mensuales, genial. Pero si prefieres no lidiar con ellos, también bien. Siempre y cuando tu médico esté informado y te diga que es una opción viable para ti.

Mito falso 5: "Los DIUs pueden alterar tu fertilidad"

Los DIU tienen una mala reputación por causar infertilidad. Esto se debe, en parte, al Dalkon Shield, un DIU utilizado en la década de 1970 que aumentó el riesgo de enfermedad inflamatoria pélvica, una infección grave que sí podía conducir a la infertilidad.

Pero los DIU de hoy están hechos con diferentes materiales y son mucho más seguros, confirmaron tanto Dweck como Benfield. "Los DIU que tenemos ahora se han investigado, probado y evaluado enérgicamente en ese aspecto", dijo Benfield.

De todos modos, el mejor consejo sobre anticonceptivos es el que te dará un ginecólogo estudiando tu caso en concreto y tus peculiaridades. Y es importantísimo recordar que los métodos hormonales no previenen el contagio de enfermedades de transmisión sexual.

Publicidad - Sigue leyendo debajo