"No paro de vomitar, ¿qué hago?"

  Seguir una pauta alimenticia determinada y tomar la medicación prescrita, puede contribuir a mejorar estas molestias típicas del primer trimestre de gestación.

Llevo dos meses de embarazo y dos meses vomitando. Todas las pautas que me ha dado mi tocólogo para llevar mejor las mañanas como levantarme despacio y tomar sólidos en vez de leche no me sirven de nada. No solo no he engordado en estos meses, sino que he perdido dos kilos. Me encuentro fatal y no sé qué más hacer. ¿Cuál es su consejo?

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Aunque no a todas las gestantes les sucede, los vómitos y las náuseas son frecuentes en las embarazadas, sobre todo durante los tres primeros meses, luego la situación mejora bastante. Este tipo de molestias suelen ser más acusadas por las mañanas y van remitiendo a lo largo del día (es cuando puedes aprovechar para hidratar el organismo).

Cuando los vómitos son marcados se aconseja sustituir los alimentos líquidos por sólidos, optar por los salados en vez de dulces y por tomar un puñadito de alimentos energéticos como frutos secos antes de levantarse. También se recomienda hacer entre 5 y 7 comidas minúsculas, en vez de las típicas ingestas a los horarios comunes. Sin olvidar comer despacio, masticar bien y prescindir de las grasas animales.

Si tal como refieres, has perdido peso, me inclino a pensar que se trata de un proceso de hiperemesis gravídica y conviene ponerte en tratamiento médico (en algunos caso en los que se baja mucho de peso y no se controlan los vómitos es preciso el ingreso de la gestante para restablecer el equilibrio hídrico y evitar el riesgo de deshidratación).

No te agobies por la medicación, porque la dosis se va adaptando a los síntomas que presentes y en cuanto te encuentres mejor se retirará. Si a pesar de superar el primer trimestre, de seguir las pautas alimenticias y de tomar medicación no hay ninguna mejoría, tu tocólogo valorará tu estado y estudiará otras patologías digestivas que también se manifiestan con vómitos y náuseas (problemas hepáticos, de vesícula, gástricos, etc.).

Si tienes dudas sobre tu embarazo, parto y postparto escribe a crecerfeliz@hearst.es

Publicidad - Sigue leyendo debajo