Cómo elegir el sujetador durante el embarazo y la lactancia materna

El embarazo y la lactancia son dos momentos especialmente delicados para el pecho de la mujer y son muchas las futuras madres que a la hora de comprar un sujetador dudan sobre cómo debe ser.

Hemos hablado con Pilar de Gonzalo, directora de Comunicación de la firma de lencería Selmark para que nos explique cómo elegir adecuadamente el sujetador durante el embarazo y la lactancia.

Pilar nos adelanta que el cuidado y la comodidad es lo más importante durante esta etapa, pero ante todo nos da unos valiosos consejos para no equivocarnos a la hora de comprar nuestro sujetador en el embarazo y lactancia materna.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

10 CONSEJOS PARA ELEGIR BIEN NUESTRO SUJETADOR EN EL EMBARAZO Y LACTANCIA

- Durante el embarazo no hay que usar sujetadores de lactancia, ya que no sujeta y recoge el pecho como es debido.

- Al igual que la tripa, el pecho sufre una continua transformación y puede aumentar varias tallas durante el embarazo, por lo que es necesario ir renovando el sujetador según va creciendo de tamaño.

- El sujetador nunca debe oprimir el pecho o la zona de la axila, y los tirantes no pueden estar flojos ni muy ajustados.

- Durante la lactancia es recomendable usar sujetadores que no lleven elementos rígidos (ni aros ni ballenas), ya que pueden obstruir el flujo sanguíneo o presionar el sistema de conductos de la leche materna.

- Los sujetadores con apertura en clip facilitan la lactancia a demanda del bebé, ya que no hay que despojarse del sujetador por completo.

- Los tejidos deben ser transpirables y ligeros como el algodón, evitar las fibras sintéticas (elastano), y la copa ha de ser hipoalergénica para no irritar el pezón.

- Lo ideal es el algodón supima, cultivado en el Sudeste asiático, tiene una mayor propiedad de ajuste que el tradicional, y es reconocido por su suavidad.

- Usar sujetadores que no tengan detalles rígidos (adornos, lazos, logotipos cosidos…), pueden desprenderse y dañar al bebé.

- Evitar los colores estridentes, pueden molestar a los delicados ojos del bebé.

ADEMÁS... La ropa interior que necesitas durante el embarazo

Publicidad - Sigue leyendo debajo