La conducción durante el embarazo

Si tienes dudas sobre si puedes conducir o no durante el embarazo, tranquila puedes pero con una serie de precauciones para no afectar el desarrollo del feto.

Conducir no está contraindicado en un embarazo normal, si bien es conveniente dejar de hacerlo cuando el volumen de la tripa te impide estar cómoda frente al volante.

Hasta entonces, debes extremar las precauciones cuando conduzcas: 

  • Lleva siempre el cinturón de seguridad. Debes colocar una cinta justo por debajo de la tripa, sin que ejerza mucha presión, y la otra entre tus senos.
  • No pongas pinzas ni tensores en el cinturón de seguridad.
  • El volante debe ir a la altura de tu pecho, no de la tripa.
    Publicidad - Sigue leyendo debajo

    Para mayores precauciones consulta la página web de la Dirección General de Tráfico, dónde puedes encontrar diversas indicaciones.
    www.dgt.es

    Publicidad - Sigue leyendo debajo