Diferencias entre alergia o intolerancia a los alimentos en niños

Te damos las claves para que puedas distinguir y saber cuál de ellas afecta a tu hijo.

A pesar de que pueden parecer "gemelas", las alergias y las intolerancias alimentarias tienen poco en común. Solo les une el hecho de que ambas son reacciones adversas producidas en el organismo por el contacto (normalmente por ingesta) de algún alimento o sus derivados. Pero a partir de aquí, siguen caminos muy distintos. De ahí la importancia de saber diagnosticarlas correctamente para adoptar lo antes posible las medidas correctas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

¿En qué se diferencian las alergias y las intolerancias alimentarias?

Las alergias alimentarias son las reacciones anormales del sistema inmune frente a las proteínas de los alimentos. En cambio, las intolerancias no afectan al sistema inmune, porque no están involucradas las proteínas de los alimentos”, explica a modo de sencilla introducción la doctora Ángela Claver, pediatra y experta en alergia alimentaria del hospital Dexeus de Barcelona. En el caso de la alergia, un alérgeno –es decir, una proteína de un alimento– provoca una reacción en cadena en el sistema inmunológico del niño, como la producción de anticuerpos que circulan en sangre. Estos anticuerpos producen la liberación de histamina, un compuesto que provoca unos síntomas que luego analizaremos.

En cambio, la intolerancia afecta al metabolismo o digestión intestinal del niño, pero no a su sistema inmunológico. De ahí que las
intolerancias las trate normalmente un gastroenterólogo, mientras que de las alergias se ocupa un alergólogo. El ejemplo más claro para diferenciar ambos conceptos lo encontramos en la leche. Hay niños que presentan alergia porque su sistema inmune ha generado anticuerpos frente a determinadas proteínas de la leche. En cambio, otros pueden presentar intolerancia porque carecen de lactasa intestinal, que es la enzima que se necesita para digerir el azúcar presente en la leche de vaca.

Incidencia en la población infantil

Se calcula que cerca del 8 % de la población infantil menor de tres años sufre algún tipo de alergia. Este porcentaje disminuye entre
el 1 y el 3 % aproximadamente a partir de los tres años. “Lo realmente preocupante es que la alergia alimentaria se ha duplicado en la última década”, advierte la doctora del hospital Dexeus. Por otro lado, determinar el porcentaje de la intolerancia es mucho más complicado, ya que en muchos casos no está diagnosticada, pero se estima que cerca del 20 % de la población infantil podría padecerla.

ADEMÁS

--> La leche es la primera causa de alergia alimentaria en niños pequeños

Publicidad - Sigue leyendo debajo