Al bebé le cuesta hacer caca

El peque lo pasa mal... y los papás al verle también. ¿A qué se debe esta dificultad?

image
D.R.

Sabes que tu bebé de pocos meses está a punto de evacuar, porque su cara se pone muy roja y le delata el olor posterior. Pero últimamente, acompañando a los esfuerzos, que pueden durar unos 10 minutos, el bebé llora desconsoladamente. En estos casos, hay que observar las deposiciones. Si son blandas y de una coloración normal (es decir, no son secas, desligadas como las bolitas de los corderos, no tienen moco ni hilos de sangre y no son negras ni blanquecinas) se puede descartar el estreñimiento o un problema digestivo. Aún así, la última palabra la tiene su médico. Su pediatra valorará la ganancia de peso, si se trata de estreñimiento y si tiene alguna fisura anal que le causa dolor.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Si todo es normal...

Puede tratarse de disquecia del lactante, un trastorno benigno que afecta a menores de 6 meses.

• Está relacionado con la inmadurez del niño. El bebé no coordina el esfuerzo que precisa para evacuar con la orden de abrir el esfínter anal. De modo que empuja con la “puerta” cerrada.
• Se corrige por sí solo cuando el bebé madura un poco. No precisa medicación.

Publicidad - Sigue leyendo debajo