Masajes para que el bebé se sienta mejor

Estos son muy efectivos para prevenir o aliviar algunos problemas de salud y para aumentar el bienestar del bebé. ¡Manos a la obra!

image
D.R.

Ante cualquier problema de salud que detectes en tu bebé, acude a la consulta del pediatra. Pero en casa puedes hacer que tu hijo se sienta mejor ante pequeñas molestias con los masajes que te explicamos a continuación.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Consejos antes de dar un masaje a un bebé

Antes de dar un masaje a tu bebé ten presentes estas pautas, son más importantes de lo que piensas:

1. Consulta al pediatra y/o fisioterapeuta infantil si puedes dar masajes a tu pequeño.
2. El niño debe estar relajado y receptivo, nunca en fase aguda de dolor ni en llanto.
3. La persona que los realiza debe estar tranquila y tener las manos limpias y a buena temperatura.
4. Los masajes han de ser lentos y suaves, realizados con presiones leves. Puedes darlos con aceite para bebé.
5. Hay algunos masajes, como la terapia cráneo-sacral, que solo deben ser efectuados por profesionales.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Masaje para que respire bien

Objetivo: despejar de mucosidades la nariz y el pecho del bebé, para facilitarle una mejor respiración. Y, de paso, prevenir en la medida de lo posible la aparición de infecciones o procesos víricos. Este masaje es ideal para conseguirlo:

• Comienza masajeando los laterales de la nariz con suaves movimientos circulares de arriba abajo. Hazlo durante un minuto, aproximadamente.
• Después, desliza los dedos desde los laterales de la nariz hasta la mitad de los pómulos, para abrir las vías superiores y activar la circulación.
• Coloca tus manos en el centro del pecho del bebé y ve separándolas, una hacia un hombro y la otra hacia las costillas contrarias. Repite la acción de forma simétrica durante 3-4 minutos.
• A continuación, sitúa una mano sobre el centro del pecho y la otra sobre las últimas costillas, estirándolas suavemente en dirección al ombligo. Con esto logras expandir la zona pulmonar y diafragmática. Repite durante un par de minutos.
• Para acabar, lleva tus manos desde el centro del pecho hacia los hombros. De esta manera, relajas la musculatura inspiratoria del niño.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Masaje para ayudarle a dormir genial

La clave está en relajar al bebé antes de acostarlo, para que concilie más fácilmente el sueño y luego tenga menos despertares. Prueba a hacerlo siguiendo estos pasos:

• Coloca al bebé boca abajo sobre ti o en una superficie blanda, con la cabeza ladeada.
• Haz deslizamientos con las manos, con presión suave, desde las caderas hasta los pies.
• Luego, desliza las manos por la espalda, de abajo arriba y del centro al exterior. El contacto debe ser suave en el centro de la espalda y con presión suave en los hombros.
• Efectúa deslizamientos con leve presión desde los hombros hasta las manos.
• Por último, realiza movimientos circulares con la punta de los dedos desde el cuello a la zona de la frente. Debe ser un contacto muy sutil, casi imperceptible, como cosquillitas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Masaje para evitar gases y dolores de tripa

Un masaje que ayuda a limpiar el colon, favoreciendo la expulsión de gases y heces. Se divide en tres partes, debes dedicar a cada una de ellas entre 2 y 3 minutos:

• Desliza tus dedos de arriba abajo sobre el lado izquierdo del abdomen (colon descendente).
• Masajea de derecha a izquierda la zona alta del abdomen, bajo las costillas (colon trasverso).
• Fricciona de abajo arriba sobre el lado derecho del abdomen (colon ascendente).
• Para finalizar, realiza suaves masajes circulares en cada esquina del abdomen durante un minuto y un masaje suave de fricción repasando el camino entero del colon en sentido de las agujas del reloj (ascendente-trasverso-descendente). Puedes aplicar calor seco muy suave en el abdomen, antes o después del masaje, durante unos 10 minutos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Masaje para animarle a comer mejor

Especialmente indicado para bebés a los que les cuesta mamar o succionar del biberón, aunque también sirve para estimular la masticación en niños que se resisten a empezar a tomar alimentos sólidos o para los que tienen tendencia a atragantarse.

• Coloca al bebé en una posición cómoda, tumbado sobre tus piernas o entre tus brazos.
• Desliza lentamente tus dedos alrededor de su boca dibujando círculos. Hazlo durante un minuto.
• Introduce tu dedo meñique en su boca y juega suavemente con su lengua.
• Pinza con las puntas de tu pulgar e índice los cachetes de la boca del bebé (un dedo por dentro y otro por fuera) y ve realizando suaves circulitos. Realiza este movimiento un minuto en cada lado.
• Presiona 5 veces durante 10 segundos la parte baja de la barbilla en dirección al paladar.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Masaje para todo el cuerpo

Hay un masaje muy eficaz para estimular el sistema nervioso y circulatorio del bebé. Se llama shantala y se hace mediante presiones suaves desde los pies hasta la cabeza, dando movilidad a las articulaciones. Este contacto hace que tu bebé se sienta más seguro y aumenta el vínculo entre vosotros. Presta especial atención a estas partes del cuerpo:

• Pies: efectuado aquí, mejora la forma de la planta y aumenta el equilibrio.
• Brazos y piernas: el masaje contribuye a la regulación del tono muscular.
• Caderas: es eficaz para favorecer una correcta posición y maduración de estas.
• Espalda, abdomen y pecho: facilita el control del tronco y ayuda a evitar dolores digestivos y problemas respiratorios.
• Manos: mejora la prensión y la manipulación.
• Cabeza y zona de la cara: favorece la succión y masticación y ayuda al bebé a relajarse.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Buenos cuidados