Cubrir el cochecito del bebé con sábanas o toallas es peligroso y te explicamos por qué

Cubrir el cochecito con una prenda no es una opción segura para proteger al bebé del calor y del sol, ya que puede derivar en terribles consecuencias.

image
D.R.

Con el calor que hace en verano, es normal que busquemos las mil y una formas de proteger a nuestro bebé, pero hay ciertas prácticas que realizamos para cumplir este objetivo, como cubrir el carrito del bebé con una toalla o sábana, que no siempre son adecuadas e incluso pueden suponer un peligro para el pequeño.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Muchos padres suelen cubrir el carrito del bebé para protegerle del sol, sin embargo, lo que no saben es que con esta práctica consiguen justo el efecto contrario. Tal y como señala Svante Norgren, pediatra sueco del Hospital Astrid Lindgren en Estocolmo, este gesto, lejos de ser beneficioso para el bebé y protegerle del calor, hace que en el interior del carrito se produzca un notable aumento de la temperatura.

Norgren realizó un experimento en el que descubrió que en tan solo media hora el interior de un cochecito expuesto al sol y cubierto aumentaba de 22 a 34 grados y, treinta minutos más tarde, esta subida llegaba a los 37º. El problema de esta práctica es que, en caso de que al pequeño le suceda algo a causa de estas altas temperaturas, nosotros, al no verle, no nos damos ni cuenta, lo que puede derivar en consecuencias nefastas. Además, según el pediatra, esta práctica tan peligrosa podría incluso verse relacionada con el síndrome de la muerte súbita del lactante, cuyas posibilidades de sufrirla aumentan en ambientes de mucho calor.

¿Cuál es la solución?

El pediatra recomienda que en lugar de ir por el sol y tapar a nuestro bebé, elijamos caminos con sombra y protejamos a nuestro bebé con un sombrero y crema solar. Una buena alternativa para protegerle de los rayos UVA es utilizar una sombrilla alta en el carrito o la que ya viene incluida, que está estratégicamente diseñada para una óptima circulación del aire en el interior. También es recomendable evitar las horas centrales del día, en las que el calor es más intenso, y pasear por zonas arboladas.

Y ADEMÁS...Cómo hidratar y refrescar al recién nacido en verano

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Buenos cuidados