Lactancia materna y trabajo, no siempre es posible

Tras la baja de maternidad, la vuelta al trabajo supone más de un quebradero de cabeza si pretendes seguir dándole el pecho a tu hijo. Conciliar la vida familiar y la laboral no es fácil.

lactancia materna en el trabajo
vgajicGetty Images

El binomio formado por lactancia materna y trabajo pocas veces sale favorable para la madre. El 43,77% de las españolas que dan el pecho a sus hijos tiene problemas para mantener la lactancia cuando vuelven al trabajo tras su baja de maternidad. El 38,43% reconoce que no ha podido integrarla en su rutina laboral y el 61,92% se ha planteado abandonarla.

Son datos del II Estudio sobre Conciliación y Lactancia llevado a cabo por la empresa
de puericultura Suavinex realizado a través de una encuesta online a 2.303 usuarios realizada entre el 27 de agosto y el 9 de septiembre de 2018.

Mejoran ligeramente las cifras del primer informe sobre el tema (realizado en 2016) cuando el 50,50% afirmaba tener graves problemas para compatibilizar su papel de madres lactantes con su vida laboral. Hemos avanzado un poco, pero todavía queda mucho camino por recorrer.

¿La familia o el trabajo?

En la actualidad, poder conciliar la vida familiar con el mundo laboral es uno de los aspectos que más valoran los trabajadores. Más si en casa espera un bebé y la madre ha optado por la lactancia materna, método de alimentación que la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda que sea en exclusiva hasta los seis meses de vida y que se mantenga hasta los dos años complementándolo con otros alimentos. ¿Dos años? Un auténtico desafío de tenor de los conflictos laborales, las incompatibilidades horarias, la falta de apoyo en el entorno profesional... que salpican el día a día muchas madres trabajadoras. La inmensa mayoría, el 85,02%, afirma que es partidaria de una lactancia prolongada, pero la realidad se impone a sus deseos.

El 7,29% la abandona antes de los tres meses; el 28,57% antes de los seis meses; el 58,22% no alcanza el año y solo el 7,42% llega o supera los dos años. ¿Por qué? Por el trabajo. Esa es, según el estudio de Suavinex, la principal razón para dejar de lado la lactancia antes de lo planificado (26,57%). ¿Y cuántas madres renuncian por voluntad propia? Un 26,09%. ¿Sabías que solo 6,86% de las encuestadas reconoce haber vivido un destete natural, en el que ha sido el bebé el que ha marcado los tiempos?

Medidas de conciliación

Lo que está claro es que una vez reincorporadas al mundo laboral, las madres lactantes tienen que decidir qué medida de conciliación les resulta más adecuada. Reducción de jornada laboral, lactancia únicamente en horas fuera del horario laboral o extracción de la leche son las más practicadas. ¿Con qué apoyos cuentan? Solo la mitad de las participantes en este estudio ha declarado haber sentido la comprensión de su entorno laboral. El problema parece surgir de los puestos más altos. Un tercio de las madres afirma que, aunque sus compañeros apoyaron su decisión, no ocurrió lo mismo en el caso de sus superiores.

Datos lactancia materna trabajo
Hearst

Dime dónde trabajas...

Las Pymes son las empresas que menos trabas ponen a sus trabajadoras para conciliar, seguidas de las empresas nacionales de gran tamaño. Son las compañías internaciones las más complejas en este aspecto. Prácticamente la mitad (el 49,07%) de las madres que trabaja en este último grupo denuncia trabas a la hora de conciliar. Por sectores, el de servicios es el que más problemas ofrece (así lo reconocen un 49,56% de sus trabajadoras).

Salas de lactancia

Fuera del ámbito laboral, el camino hacia la normalización de la lactancia materna también está por completarse. El 11,13% de las participantes en el estudio de Suavinex afirma haber tenido dificultades en alguna ocasión para amamantar en lugares públicos. Para que esto ocurra cada vez menos, el número de salas de lactancia va en aumento. Son, o deberían ser, lugares limpios, agradables, acondicionados para amamantar a los pequeños, extraerse la leche o cambiarles el pañal con un mínimo de comodidades. El 71,26% de las madres españolas reconoce haber utilizado dichas salas y un el 73,6% están a favor de una mayor implementación.

Quizás la lactancia materna no sea la mejor opción para todas la madres (por necesidades o preferencias), pero todos los expertos en dicha materia, con la Organización Mundial de la Salud al frente, advierten que es la mejor opción para todos los bebés.

La Liga de la Leche es una organización internacional no gubernamental sin ánimo de lucro que ofrece información y ayuda a madres que desean amamantar a sus hijos. Se fundó en 1956 y en la actualidad proporciona información, apoyo y estímulo a más
de 300.000 madres cada mes en 63 países.

Publicidad - Sigue leyendo debajo