Ocio

  • Valoración:
  • Actualmente 3/5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5

Sacar buenas fotos a bebés y niños

¿Quieres sacar mejores fotos a tus hijos? Incluso con una cámara regular se pueden sacar buenas fotos a los peques si aprovechas los consejos que te dan los expertos.

Baby-Nikon

No te pierdas

Dos galardonados fotógrafos de bebés y niños, Faye y Trevor Yerbury, han desarrollado una guía de consejos sencillos y prácticos para capturar las mejores imágenes de los peques de la casa. La presenta en su web la firma Nikon, con motivo del Día Internacional del Niño (1 de junio de 2010), con el atractivo de acompañarlos con muy buenas fotos de ambos expertos y el acierto de evitar cualquier tecnicismo en sus consejos.

Por ejemplo, la guía aconseja que lo ideal sería que sólo se fotografiara a los bebés y niños cuando se encuentran en su mejor momento; por lo tanto, mejor evitar una sesión fotográfica si parecen incómodos o si están resfriados, ya que se mostrarán muy inquietos.

Otro ejemplo: los fotógrafos aconsejan que nunca se le debe decir al niño que sonría a la cámara, ya que todo lo que conseguiríamos es crear la clásica sonrisa artificial de la “foto escolar”. Si el niño interactúa con otros niños con naturalidad, las oportunidades para obtener una buena foto surgirán de manera espontánea y, a menudo, las imágenes de un niño de aspecto más pensativo y relajado son las que ofrecen el mejor impacto visual.

Según Faye y Trevor Yerbury, éstos son los cinco mejores consejos para crear imágenes preciosas:

1. Los niños necesitan divertirse mientras se les fotografía, por lo tanto, enséñeles algunas imágenes en la parte trasera de la cámara; esto les dará una idea aproximada de lo que está haciendo y les permitirá sentirse como parte integrante del proceso creativo.

2. Si va a fotografiar bebés en un espacio de interior, entonces busque la zona con la mejor iluminación, ya que es preferible contar con una luz suave y tenue. Una cama deshecha cubierta con sábanas blancas es la ubicación ideal.

3. Para trabajar con niños mayores, los cobertizos, los portales antiguos, los muros de piedra y los grandes árboles son lugares que se convierten en fondos muy interesantes.

4. Fotografíe únicamente a los bebés y niños cuando se encuentren en su mejor momento; cancele la sesión fotográfica si parecen incómodos o si están resfriados, ya que se mostrarán muy inquietos.

5. Elija ropa sencilla; para los bebés, un pañal blanco, un traje de cristianar o un conjunto básico en blanco o crudo son lo mejor. Intente evitar siempre las marcas y los logotipos, ya que pueden distraer mucho la atención.

Y a continuación desarrolla otros cinco consejos muy razonables. Ya sabes: en las próximas vacaciones, saca la cámara y dispara, que el tiempo pasa muy pronto y los niños crecen muy rápido.

Comentarios

facebooktwitteryoutube