Diezminutos
Crecer feliz.es
Buscador
cerrar

Cómo hacer el pescado de forma sana para que guste a los niños

Límpialo bien, dejándolo unos instantes bajo el chorro de agua fría y quita la cabeza, la cola, la piel y las espinas.

Silvia Cándano
Imprimir
Las formas más sanas de cocinar el pescado para niños

Si el niño aún no mastica... Dáselo cocido al vapor y sin sal, así conserva casi intactos sus nutrientes. Mézclalo con su puré de verduras y dáselo en días alternos con la carne (70 gramos), tres veces a la semana.

Si ya acepta los tropezones... Hazlo a la plancha con aceite de oliva y un poco de perejil molido, que tiene mucha vitamina C. O dáselo frito, pero sin harina, porque ésta, frita, puede ser indigesta para él. Al sacarlo de la sartén acuérdate de ponerlo sobre un papel de cocina, que absorba el exceso de grasa, para que tu pequeño lo digiera mejor.

También le gustará rebozado en huevo y leche. Y salteado con mantequilla. Cocido con patatas, o con arroz, o con un trocito de cebolla queda muy suave. Y asado al horno y regado con caldo de verduras, tu hijo no lo rechazará.

Si ya puede tomar pescado azul... Le encantarán los bacaladitos abiertos, rebozados y aliñados con un buen chorro de limón. Déjale coger con la mano los chopitos y los boquerones fritos (mucho ojo con las espinas). Así le sabrán más ricos. El bonito con calabacines y tomates al horno también puede convertirse en uno de sus platos favoritos.

Para los niños ¿pescado fresco, congelado o de lata?

Una duda que se plantean las madres al ir a comprar pescado es si elegirlo fresco, congelado o enlatado. Si tú tampoco sabes por cuál optar, recuerda que todos pueden ser igual de saludables, siempre que los adquieras en un establecimiento de confianza y compruebes varios detalles:

  • Un pescado fresco de calidad... Tiene un olor similar al de las algas marinas, la carne firme, la piel brillante, las escamas bien pegadas al cuerpo y las agallas rosas o rojas, según la especie.
  • Un pescado congelado de calidad... Debe ser de una firma que te ofrezca garantías y tener el envase intacto y sin escarcha (ésta indica que ha sido descongelado y vuelto a congelar).
  • Un pescado enlatado de calidad... Tiene que ser de una marca conocida y el envase no debe presentar abolladuras, abombamientos ni óxido. Para tu hijo elige siempre las conservas al natural, porque las que están en aceite o en escabeche son muy fuertes y pueden resultarle indigestas.

El recurso del camuflaje del pescado para que el niño lo coma

Si a tu hijo no le gusta el pescado, prueba a dárselo camuflado. Como no notará su sabor,se lo comerá sin protestar, beneficiándose así de las cualidades nutritivas de este alimento tan sano que nos llega del mar.
Éstas son nuestras sugerencias más exquisitas de camuflaje para que tu hijo coma pescado:

  • Chafado con el tenedor y revuelto con salsa de tomate casera o con crema de calabacín o con puré de zanahorias.
  • En forma de hamburguesas, filetes rusos y albóndigas.
  • Como relleno de la lasaña y los canelones.
  • Como un ingrediente más de la tortilla de patatas, las ensaladas, las croquetas y la ensaladilla rusa.
  • También se comerá con gusto la empanada de hojaldre rellena de pescado.
  • El pudin de pescado suele gustar mucho a todos los niños.

--> Cómo hacer que tu hijo coma pescado ¡y que le guste!

Categoría: Alimentación
Ver más articulos