Crecer feliz.es
Buscador
cerrar

Anorexia del lactante

Pérdida o disminución del apetito propio del bebé a causa de múltiples factores: trastornos digestivos, fiebre o bien por alguna enfermedad.

CrecerFeliz.es
Twitter
Facebook
GooglePlus
Imprimir

Hay que tener en cuenta que durante el primer año de vida el bebé debe adaptarse sucesivamente al pecho o al biberón y luego a la cuchara; es por ello que la alimentación, al principio líquida y después cada vez más espesa, con pequeños trozos de consistencias diferentes puede ser un obstáculo para el bebé y tomar una actitud de no aceptar los cambios que se suceden. Hay que tener paciencia, ya que las variaciones de apetito son frecuentes. Lo más importante es comprobar que la curva de peso progresa con normalidad.

Este tipo de anorexia puede aparecer cuando los padres, ansiosos al ver que el niño come poco, quieren alimentarlo a toda costa y el bebé reacciona rechazando cada vez más la comida, lo que a su vez agrava la inquietud de los progenitores. Por eso, hay que evitar a cualquier precio este círculo vicioso y procurar que las comidas se desarrollen en un ambiente tranquilo y sereno. Tampoco es aconsejable despertarlo para darle de comer.

Si es necesario, se puede consultar al médico para que aconseje a los padres e les indique si el bebé crece bien y gana peso con normalidad.

© Larousse Editorial S.L.

Keywords: Anorexia del lactante | Categoría: Salud

Publicidad

A-C
Ver más articulos