Crecer feliz.es
Buscador
cerrar

Fecundación in vitro

Técnica de reproducción asistida que consiste en la fecundación del óvulo de una mujer. Previamente, se extrae el óvulo fuera del cuerpo de la mujer y, se fecunda en el laboratorio y, una vez fecundado, se implanta en el útero.

CrecerFeliz.es
Twitter
Facebook
GooglePlus
Imprimir

La fecundación in vitro (en térmicos médicos se usan las siglas FIV) es una técnica compleja para el tratamiento de la esterilidad que únicamente se practica en centros especializados y acreditados. La técnica es larga y consta de las siguientes fases:

– En la primera fase se procede a la estimulación de la ovulación mediante una serie de inyecciones de hormonas hasta obtener la maduración de varios folículos (cavidades del ovario en las que se desarrolla un óvulo).

– Dos días después de que se haya producido satisfactoriamente la maduración se extraen los óvulos mediante una punción, normalmente por vía endovaginal y bajo control ecográfico. En una segunda fase, se recoge el esperma del hombre tras una masturbación. Se seleccionan los espermatozoides convenientemente en función de la movilidad de los mismos.

– En la tercera fase, las células sexuales (óvulos y espermatozoides) se mezclan adecuadamente para que se produzca la fecundación.

– En la cuarta y última fase, los embriones (constituidos por entre 4 y 8 células) son implantados en el útero por vía vaginal. Para favorecer su implantación se administra progesterona a la paciente.

Las posibilidades de embarazo aumentan con el número de embriones reimplantados, pero el riesgo de embarazo múltiple y las complicaciones que ello propicia hacen que la reimplantación se limite a dos o tres embriones.

El índice de éxito de esta técnica se sitúa entre el 25 y el 30 %. Los embriones que no se utilizan pueden congelarse para usarse en posibles reimplantaciones ulteriores.

© Larousse Editorial S.L.

Keywords: fecundación

Publicidad

Ver más articulos