Crecer feliz.es
Buscador
cerrar

Aborto espontáneo

Interrupción espontánea del embarazo que se produce antes de que el feto sea viable, a pesar de que se haya intentado lo contrario.

CrecerFeliz.es
Twitter
Facebook
GooglePlus
Imprimir

Técnicamente, el aborto espontáneo se produce cuando la expulsión se produce con un feto de menos de 500 g o antes de los 4 meses y medio de embarazo (22 semanas de amenorrea).

El período del embarazo donde se producen un mayor número de abortos espontáneos (del orden del 15 al 20 %) es durante el primer trimestre; en el segundo trimestre, la tasa baja a un valor cercano al 0,5% y, por lo general, estar provocados por una infección o por una abertura anormal del cuello del útero.

Los síntomas de alerta se suelen iniciar con hemorragias por la vagina fuera del período menstrual (metrorragias) o contracciones que se sienten en la pelvis ligamentosa. De todos modos, este tipo de hemorragias no siempre son sinónimo de aborto espontáneo ya que aproximadamente en una de cada cuatro mujeres se producen espontáneamente sin que haya ninguna alteración destacable ni se ponga en peligro el desarrollo normal del embarazo.

La causa del aborto espontáneo, en la mayoría de los casos, hay que buscarla en una anomalía surgida durante la fecundación como por ejemplo una aberración en los cromosomas del feto, que lo hace inviable. Casi nunca la causa está asociada a la actividad física de la madre, por lo que no hay que culpabilizarse por no haber descansado o hecho el reposo suficiente.

© Larousse Editorial S.L.

Keywords: aborto

Publicidad

Ver más articulos