Crecer feliz.es
Buscador
cerrar

¿A qué sabe la leche de mamá? Los niños contestan

Un estudio del Hospital Universitario Infanta Cristina recoge las respuestas de los niños. 

Elisa García Faya
Twitter
Facebook
GooglePlus
Imprimir
¿A qué sabe la leche de mamá? Los niños contestan

¿Acabas de ser mamá y le das el pecho a tu peque? ¿Te has planteado alguna vez qué diría si le preguntases a que sabe tu leche? Un grupo de matronas y enfermeras del Hospital Universitario Infanta Cristina en Parla, Madrid, ha materializado esta cuestión en un estudio. ¿Quieres saber lo que han respondido los niños? Sigue leyendo.

Muchos coinciden en que la leche de mamá tiene un sabor dulce. Por eso, de entre las 62 respuestas que se han registrado, las más populares son: “tarta”, “azúcar”, “nata” o “chocolate”. Solo una reducida minoría asocia el sabor de la leche materna con alimentos salados. Hay respuestas graciosas como que “la leche de mamá sabe a fuet”, también a “jamón de york”, a “queso” o a “salchichón”. Es generalizada la tendencia a asociar el sabor con descripciones que no son nutricionales. Véase por ejemplo “cariño”, “luna”, “colonia”, “amor” o sencillamente “mamá”.

El estudio se hizo por medio de un cuestionario de 20 puntos que niños mayores de dos años y sus mamás tuvieron que completar. Así, previa explicación del equipo investigador, las madres hacían a sus hijos las preguntas y transcribían textualmente sus respuestas. Además, se permitía a los niños hacer un dibujo adicional. Con esto quedó demostrado que, como prueban muchos trabajos científicos realizados hasta la fecha, la lactancia materna está íntimamente relacionada con el placer y la calma. Estos sentimientos los experimenta tanto la madre como el bebé.

Los resultados de la investigación se resumieron en forma de póster. Las matronas y las enfermeras que llevaron a cabo este curioso experimento lo presentaron en el Congreso Nacional de Lactancia Materna 2017. La originalidad de su trabajo les ha valido el premio de la Federación de Asociaciones de España (FAME). ¿Verdad que es gracioso saber qué para preguntas tan básicas, a las que ni siquiera muchos adultos dan respuesta, los peques tienen siempre una explicación original? Si tu hijo ya sabe hablar o al menos puede entenderte, lánzale la pregunta y pídele que te responda con palabras o un dibujo. ¡Las risas están aseguradas!

Publicidad

Ver más articulos